sábado, 17 de diciembre de 2011

La encarnación, un evento ordinario






Hemos recomenzado de nuevo. El ciclo litúrgico finalizó y enseguida ha reiniciado de nuevo proponiéndonos la contemplación de los misterios celestiales de la Encarnación y del nacimiento del Hijo de Dios. Un ritmo conocido pero nunca igual, porque es siempre nueva la gracia con la que se vive los varios pasajes de la vida de Cristo.
Pero esta intensidad espiritual no está reservada solo a los "tiempos importantes"del año litúrgico. También los tiempos ordinarios- a veces aparentemente similares- reciben el espesor de la Vida que hemos acogido nuevamente en Navidad y que ahora se encamina derecha y veloz hacia esa misión pascual de salvación.
¿ Cómo vivimos nosotros esos pasajes?¿ Somos en realidad espectadores externos de esos eventos o participamos en ellos hasta llegar a ser protagonistas? Y viendo que la Eucaristía es máxima expresión de la manifestación de Dios hoy sobre la tierra, tal vez debamos preguntarnos algo más concretamente: ¿ Somos los que sencillamente van a Misa o los que "viven y celebran" la Misa?
La Encarnación no es un hecho antiguo, no es un recuerdo o un memorial a celebrar una vez al año..El verdadero sentido de la encarnación de Dios, es su ingreso en nuestra carne mortal, cada día. Habitados por Él, por su Espíritu, deberíamos saber ofrecer a Jesús nuestros miembros para que sean sus miembros.. Ojos con los que mirar con infinita ternura. Boca con la que decir el bien , o mejor, bendecir. Manos con las que consolar, cuidar, servir...Pies con los que recorrer el camino hacia la meta correcta, sin errar la dirección, para llegar al Padre.
Dios no puede encarnarse hoy si no le hacemos un lugar en nosotros. Necesita templos vivos donde colocar su corazón palpitante para poder amar al mundo, para poder visitar esas situaciones de tiniebla que necesitan de su luz para devolver esperanza. A Él no le sirven los muros, las piedras o les bellos discursos. Jesús quiere nuestra vida para habitar en ella y donde poder acoger a todas las almas que lo buscan.
No debemos hacer nada extraordinario. Tan solo dejar que "nos mueva" como Él desea, en total libertad. Y ser obedientes a cualquier impulso que reconozcamos que viene de Él. Estaremos así dispuestos en nuestro apostolado....
Habremos así celebrado en verdad la Navidad, si todo ésto se llega a cumplir. Habremos iniciado realmente el tiempo litúrgico" ordinario" si somos capaces de hacer nuestro día "extraordinario".
Es su presencia lo que lo transfigura. La presencia de Cristo cambia el signo de nuestras jornadas, que si le son ofrecidas, se convierten en una Misa continua, un perenne agradecimiento al Padre por los dones que constantemente nos ofrece, comenzando por el más valioso que es la vida.
Esforcémonos por Cristo, con Cristo y en Cristo en vivir con intensidad cada instante que se nos regala,sabiendo llenarlo de sentido, sin desperdiciar nada.
Miremos con compasión y con amor todo lo que aún es limitado e inmaduro en nosotros y en nuestro entorno, pero sin detenernos demasiado, sin dejarnos entretener, porque no hay ya tiempo para las cosas que nos atañen en lo personal y con los demás... el tiempo ya está cerca y lo importante es Jesús, a quien debemos devolver todo lo creado. Comencemos con devolverle nuestro pequeño mundo. Comencemos por nosotros mismos. El resto llegará por consecuencia. Así seremos Eucaristía viva.


Stefanía Consoli

miércoles, 9 de noviembre de 2011

La vida de un indefenso


La Madre Teresa de Calcuta estaba convencida de que el aborto era un acto de violencia inaudita contra un inocente, peor que un crimen de guerra. Así lo expresaba:"El aborto mata la paz del mundo.Es el peor enemigo de la paz, porque si una madre es capaz de destruir a su propio hijo,
¿qué me impide matarte?¿Qué te impide matarme? Ya no queda ningún impedimento". Ante las violaciones decía:
"Les pido que no destruyan el niño, ayúdense mutuamente a querer y a aceptar a ese niño que aún no ha nacido.No lo maten porque un horror no se borra con un crimen.Por favor no maten a los niños, yo los quiero. Con mucho gusto acepto todos los niños que morirían a causa del aborto".
En nuestro país se viene insistiendo con la despenalización del aborto con una metodología calcada de la que se usó en Estado Unidos. El Dr.Bernard Nathason fue uno de los promotores de la ley del aborto en ese país. Después de practicar él mismo 75000 abortos y el de su hijo, y de hacer luego estudios de ultrasonido en fetos dentro del vientre materno, reconoció su error y se volvió defensor de la vida.
Generalmente para conseguir que en un país se sancione la ley que permite el crimen del aborto es preciso cambiar la mentalidad de la gente influyendo en la opinión pública. Nathanson, explica haber utilizado, primero, la manipulación de encuestas y números que se publicaron en EEUU. influenciando a la sociedad sobre el apoyo a la ley de aborto.Una mentira reiterada hace la verdad. Segundo jugar la carta del "anticatolicismo", desacreditando sistemáticamente a la Iglesia Católica, con sus ideas "retrógradas" y silenciando a grupos cristianos no católicos y aún ateos.
La tercera táctica fue" denigrar o ignorar cualquier evidencia científica de que la vida comienza en la concepción".
Cualquier coincidencia con lo que pasa en la Argentina es pura fantasía.
Por último es necesario destacar que el tema del derecho a la vida es un tema de derechos humanos. También un tema médico-científico. Resulta contradictorio que quienes más deberían velar por la vida resulten la mayor amenaza: la madre y el médico.Es importante no ignorar el dolor que acompaña a una mujer que ha abortado.Monseñor Torrado Mosconi decía en el Congreso del Noroeste: "Por eso queremos dirigir nuestra palabra de consuelo a las mujeres que han vivido la terrible tragedia del aborto. Sabemos de su silencioso dolor, su tremenda soledad y su profumda angustia. Imploramos al Señor de la vida que les conceda la paz a su corazón arrepentido de mujer y de madre. Las alentamos a ser hoy fuertes y valientes defensoras de la vida, confiando en la infinita Misericordia de Dios, que tiene el poder de vencer el pecado y la muerte, de sanar las viejas heridas y devolverlas a la alegría de la vida".
Es nuestro deber como Iglesia seguir buscando formas de contención y acompañamiento de las madres en riesgo. Los abortistas tienen suerte de que sus madres no hayan pensado igual sobre su destino.De haber sido así, sencillamente no estarían acá.
Es preciso no usar artimañas ni eufemismos en un tema por demás grave: el aborto es lisa y llanamente el asesinato de un indefenso y no el derecho de la mujer de disponer de su propio cuerpo.
extracto el diario LA NACIÓN
Guillermo Marcó-Sacerdote
Director del área de Pastoral Universitaria
del Arzobispado de Bs.As.

sábado, 3 de septiembre de 2011

La palabra de Dios


Cuando era chica intenté varias veces leer la Biblia. Algunos relatos eran apasionantes, otros me daban miedo y de la mayoría no entendía nada.
La catequesis recibida de joven era como una papilla de bebé, ya estaba preparada, pre-cocida y la entendía con facilidad.
Al crecer y de la mano de la Agrupación, debo confesar que ya era grande, entendí verdaderamente la forma de leer la Biblia y su Espíritu.
Cada día, El Señor nos habla con ternura entrañable, con parábolas, utilizando las cosas de todos los días para darnos su mensaje. Un mensaje siempre actual y siempre nuevo, que entenderemos disponiendo el corazón con humildad, para poder relacionar e iluminar nuestra vida.
Quien conoce la escritura , conoce a Dios, ora, para contemplar y discernir la obra del Espíritu Santo.



Oración para antes de leer la Sagrada Escritura

Señor Jesús, abre mis ojos y mis oídos a tu Palabra
Que lea y escuche yo tu voz y medite tus enseñanazas
Despierta mi alma y mi inteligencia,
para que tu Palabra penetre en mi corazón
y pueda yo saborearla y comprenderla.
Dame una gran fe en Tí, para que tus palabras sean para mí
otras tantas luces que me guíen hacia Tí
por los caminos de la justicia y de la verdad.
Habla Señor, que yo te escucho
y deseo poner en práctica tu doctrina,
porque tus palabras son para mí,
vida, gozo, paz y felicidad..
Habla Señor, Tú eres mi Señor y mi Maestro
y escucharé Tu Palabra con el corazón abierto.
Amén .


viernes, 24 de junio de 2011

El padrenuestro vivido



Una señora me pidió un test para saber cómo andaba su cristianismo. Me animé y le dije que la mejor manera de verificarlo es averiguar si la vida entera cabe en el Padrenuestro.

Después me llamó por teléfono para decirme: fracasé rotundamente en la prueba. Mi vida no cabe en el Padrenuestro.

Me cuesta perdonar cuando me ofenden o me dejan de lado, Vivo tratando de encerrar la voluntad del Padre en los estrechos compartimentos de mi egoísmo; digo diariamente:"venga a nosotros tu Reino", rezo pero no cumplo, porque pienso demasiado en la construcción de mi reino, mi éxito, de mis programas. Soy capaz de pedirle el pan de cada día...hasta le pido la Eucaristía, pero no le pido el pan de la paz, para estar de pie, confiada cuando me toca vivir mis problemas, grandes o chicos...

No me dejes caer en tentación y , no me alejo o alejo a los míos de la ocasión de peligro...

Líbrame del mal, y ando buscando mi suerte o apoyo en horóscopos, adivinos o amuletos, en los que disfrazado de "buenito" se esconde el maligno. Porque no vemos "peligro" en todo lo que se nos ofrece desde la sociedad o los medios. Pero terminan contaminándonos.

Rotundamente, fracasé en la prueba .

Esa llamada me sacudió las estructuras. Revisé yo, mi presente y mi pasado.

Mis actitudes, gestos y pensamientos. Mis diálogos, mi solidaridad, mi vida en comunidad.

Y descubrí que vivo amontonando oraciones, recito con los labios, pero allí se quedan, no van a la práctica. Un cristianismo de fe recitada, no vivida.

Señor, perdona nuestras incoherencias. Ayúdanos a vivir el Padrenuestro con tu Gracia.

Danos fortaleza y alegría, y que podamos descubrir que en el camino de la vida, siempre estás a nuestro lado, aunque a veces no te veamos.

Danos tolerancia con todos nuestros hermanos; diferentes , pero iguales en dignidad para vos.

Danos tu Gracia y tu luz, para que podamos reflejar en nuestro día, que realmente somos" tus hijos" y podamos rezar con todo el corazón y la vida: "Padrenuestro que estás en el cielo...
















jueves, 2 de junio de 2011

SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS




Consagración del hogar al Sagrado Corazón de Jesús








"Dulcísimo Corazón de Jesús:

tuyos somos y tuyos queremos ser;

humildemente postrados ante tu Sagrada

Imagen, te consagramos nuestras personas, nuestra casa, nuestra

familia, con todo lo que somos y todo lo que tenemos.

Reina en nuestra casa como en

un hogar que te pertenece y

no permitas que te sea

arrebatado todo lo que con todo

corazón te hemos consagrado.

Derrama amorosamente sobre

nosotros las bendiciones que has

prometido a los que veneran tu

sagrada imagen. Enriquécenos

con la paz de que gozan las familias

que son de tu Corazón.

Compadécete, de los que

ingratos, se alejaron de Tí.

Ilumina a aquellos que todavía

no conocen las riquezas de tu

amor; atráelos con la suavidad

de tu gracia. Santifica, Dulce

Redentor, nuestra casa y familia,

para que acabando en paz la

carrera de esta vida pasemos a

alabarte en la eterna mansión de

la gloria.



AMÉN"

martes, 10 de mayo de 2011

Pascua: la fiesta de las piedras removidas




Por la mañana del día de Pascua, algunas mujeres fueron al huerto y vieron la piedra removida.


El Señor había resucitado!


A pesar de esa sensibilidad que tenemos nosotras y nuestra intuición hacia todo lo sensible, cada una tiene, muchas veces una gran piedra en la embocadura del alma.


No nos deja pasar el oxígeno, nos oprime el corazón, nos amordaza y bloquea cada rayo de luz. Esta oscuridad no nos permite ver al que tenemos al lado.


Es la piedra de la soledad, de la miseria, de la enfermedad, del odio y la desesperación, la tristeza y el dolor.


Tenemos muchos elementos para remover la piedra. Hagamos palanca con la oración, empujemos con la fortaleza de María, saquemos el polvo y las telarañas con el plumero que nos prestan en las reuniones de la Agrupación, y al hacer lugar dentro del corazón, invitemos al

Resucitado a que habite en ella.


Que la Pascua sea para todos, el rodar de esa piedra, el fin de las pesadillas, el inicio de la luz, la primavera de nuevas relaciones.


Y si cada una de nosotras, saliendo de su sepulcro, se esforzara en remover también la piedra del vecino, se repetiría nuevamente el milagro que marcó, la Resurrección de Cristo.






Señor, ayúdame a remover mi piedra y quédate en mi vida!
























lunes, 25 de abril de 2011

Pascua de Resurrección



¡Cristo ha resucitado!



Juan nos habla en el Evangelio de la dificultad del entendimiento humano, que lo hace incapaz de comprender las verdades que sólo la fe comprende.
Las mujeres corrieron al sepulcro, pero el Señor ya no estaba entre los muertos, sino en la presencia de Dios.



Los signos de la vendas en el suelo, sirvieron para que los discípulos, apenas recordaran las palabras del Maestro" dentro de poco no me verán.."(Juan 16,16) y corrieran a contarles a todos. Todavia tenían temor, todavía no lo reconocerían en el camino, todavía les faltaba crecer en la fe.



Nosotros en nuestro camino, tambien somos como aquellos discípulos que ante el dolor de la cruz, creemos que ya está todo dicho; ante las dificultades,está todo perdido; ante los problemas familiares, solo vemos la tumba vacía.



El crecimiento de nuestra fe, y una mayor unión con el Resucitado, nos permitirá entrever, aún en el dolor, el germen de nuestra propia resurrección.



Cristo en su cruz, cargó con todos nuestros pecados, para eso vino, para eso murió, por ella nos salvó, sin este día, vana sería nuestra Fe



Apropiémonos de esa salvación, siguiendo los pasos del Resucitado, y en nuestro camino, poco a poco lo reconoceremos.



Llegar a vivir como resucitados es llegar al núcleo, la esencia de lo que es la vida que Dios nos ha regalado a cada uno de nosotros.



Llegar a vivir como resucitados es llevar consuelo al afligido, ternura al pequeño, ayuda al necesitado, alegría al que está triste; porque nuestro Dios ESTÁ VIVO!



¡Vivamos como hombres nuevos, alegres de ser testimonios del amor de Dios, y llevemos la alegría de la Resurrección a nuestro entorno!






FELICES PASCUAS DE RESURRECCIÓN!

miércoles, 13 de abril de 2011

Tiempo de reconciliación


"Yo confieso"

Sabemos que, tanto en la vida pública como en la justicia humana corrompida, reina la mentira. Es muy fácil tratar de echar la culpa "al otro" de alguna situación, pero a Dios no lo podemos engañar. Aún así, mientras vivamos, el Señor nos da la gran oportunidad de purificarnos por medio del sacramento de la reconciliación, y también, por el acto penitencial al inicio de cada misa.

Por eso decimos:"Yo-no el otro- confieso...que he pecado mucho...


¡Pero no hice mal a nadie!... han de decir algunos.

Aunque ésto fuera cierto, tal vez pecaste mucho por omisión; no amaste a Dios ni a tu prójimo como debes amarlos; no has puesto ni tu corazón, ni tus disponibilidades o talentos, ni tu tiempo en la medida de lo posible a disposición del Señor, del apostolado de la Iglesia y de las necesidades del prójimo. Y de ésto siempre puedes acusarte.

De la absolución del sacerdote al terminar el acto penitencial("la confesión"), vale lo que dice el Papa Juan PabloII en su exhortación apostólica Reconciliación y penitencia, del año 1984: " La Eucaristía es antídoto, (medicina), que nos libera de las culpas cotidianas y nos preserva de los pecados mortales, es fuente de salvación y reconciliación para todos los hombres".

Para conseguir estos efectos siempre es indispensable la actitud del hijo pródigo, quien lleno de arrepentimiento y amor al Padre, exclama:" He pecado, quiero levantarme y volver al Padre".

Es necesario, sin embargo, recordar que la Iglesia, guiada por la fe en este gran sacramento, enseña que ningún cristiano, consciente de pecado grave, puede recibir la Eucaristía antes de haber obtenido el perdón de Dios, por la confesión sacramental.

La penitencia interior es una reorientación radical de toda la vida, un retorno, una conversión a Dios con todo nuestro corazón, una ruptura con el pecado,una aversión al mal. Al mismo tiempo, comprende el deseo y la resolusión de cambiar de vida con la esperanza de la misericordia divina y la confianza en la ayuda de la gracia. Esta conversión del corazón va acompañada de dolor y tristeza saludables, ya que al reconciliarnos con nuestro "amigo", nos quitamos un peso del alma, y la gracia( regalo de Dios) nos fortalece para no volver a caer en nuestras debilidades y flaquezas.

Todos los ángeles y los santos miran con benevolencia a los fieles que presentan un corazón dolido por sus pecados, e interceden por ellos; Virgen María, sé nuestra compañera en este camino de regreso al Padre!


Semana Santa..tiempo de reconciliación.

jueves, 7 de abril de 2011

Domingo de Ramos


La semana Santa comienza con el domingo de Ramos. Esta celebración tiene mucho de humano, parecería que conviven el entusiasmo de su llegada:"Bendito el que viene en nombre del Señor", con el dolor de la traición y la cercanía de la muerte.

No son dos caminos paralelos, que dejarán al hombre en la incertidumbre, sino que será Jesucristo con su muerte y Resurrección quien nos dará una respuesta definitiva: " la muerte ha sido vencida", es la expresión gozosa del triunfo de la Pascua, que se convierte en certeza y esperanza para el cristiano.

Lo reciben con palmas, lo saludan, ven el triunfo esperado. La procesión en la que participamos , es el camino que vamos a recorrer con Él. Los ramos no son , como un talismán, ni un simple objeto bendito, sino el signo de participación, y expresión de la fé. Mesías y Señor que va hacia la muerte para la salvación de todos los hombres. Por eso este domingo tiene un doble carácter, de gloria y de sufrimiento, que es lo propio del misterio Pascual.

No caminamos a tientas, sino bajo la luz y la fuerza de Jesucristo.

Invitemos a nuestra familia a celebrar la Semana que se inicia con el domingo de Ramos. Y al colocar el ramo bendito en nuestra casa, nos recuerde todos los días, el infinito amor que Jesús nos tiene.!

martes, 15 de marzo de 2011

Menú cuaresmal


En la cocina se preparan para ofrecer el menú cuaresmal.

Tienen listo los cuchillos p/cortar todos los vicios y el colador para purificar intenciones.

También el abrelatas, para abrir el corazón.

El chef recomienda:

Caldo de atención a los tristes, y ensalada de detalles de cariño.

Puré de zanahorias para ver con buenos ojos a los demás.

Pan abundante para repartir con los necesitados y vino de alegría para compartir con abatidos y desanimados.

Plato principal: exquisita caridad para con el prójimo.

Como postre, se recomienda, peras en almíbar, para endulzar las actitudes.

Hoy no hay postre helado que congele el afecto.

Menú recomendado para llegar en forma a la Pascua.




adaptado de " pequeñas semillitas".

jueves, 10 de marzo de 2011

CUARESMA


La cuaresma es un tiempo fuerte de la Iglesia, son cuarenta días en los que meditamos sobre nuestra vida, como lo hizo Jesús en el desierto.

Comienza el miercoles de cenizas, y cuando el sacerdote nos marca en la frente con ellas, significa que esta vida es pasajera, pero de ella depende nuestra eternidad; por eso tenemos que vivirla como Jesús nos enseñó.

Cómo vivo mi cristianismo?. Este es un momento propicio para ejercicios espirituales, peregrinaciones, ayuno, limosna , obras misioneras y de caridad.

Es tiempo de mirar nuestro corazón y ver qué tenemos que cambiar, que debemos mejorar.Nos va a ayudar la lectura diaria de la Palabra. No nos olvidemos que por medio de ella, Jesús nos habla,y nosotros le hablamos a Él por medio de la oración.

Que estos días de reflexión, nos acerquen al Señor y al hermano, y que nuestro corazón se renueve con el amor de Dios.


Señor, enséñame en esta Cuaresma, a convertir mi corazón, y pueda llevar tu luz a mi familia y amigos.


María, Madre protectora, acompáñame en este camino hacia tu Hijo amado, para ser testigo de su amor en todas mis actitudes.

lunes, 21 de febrero de 2011

Entrenamiento


Los deportistas se entrenan para llegar triunfantes a la meta.
El entrenamiento es fundamental , el ejercicio diario, el programa de trabajo, el esfuerzo, lo fotalecerán para lograr su objetivo.
Tal vez el frío o la lluvia le quiten entusiasmo a su rutina de trabajo, pero sabe que es importante, realizar ese esfuerzo.
En la vida espiritual, también necesitamos un entrenamiento. Luego de las vacaciones, comenzamos en Argentina, las reuniones de AGRUPACION DE ESPOSAS CRISTIANAS. El volver a reunirnos en nombre de Jesús, el rezar juntas, el leer la Palabra todos los días, irán renovando este corazón y lo irán modelando para que esté preparado de la mejor manera para realizar su tarea allí, donde le toca estar: La familia.
Nuestra tarea de mujer, esposa, madre, ama de casa y apóstol se lleva a cabo todos los días y en todo momento, por eso es fundamental, reforzar y apuntalar este trabajo desde lo espiritual.
La meta de nuestro entrenamiento es conocer más a Dios, para amarlo y así transmitirlo en la familia. Lo lograremos con la oración, la lectura del Evangelio, los Sacramentos; es decir con el contacto asiduo y profundo con El Señor.
Por eso al iniciar un nuevo período de reuniones, invitamos a las señoras a renovar este compromiso de AMOR, asistiendo con puntualidad, leyendo el material, invitando a otras señoras, en fin " entrenando", para llegar triunfantes a la meta.
Cuál? Transmitir con palabras y actos al Dios del Amor, mirar la realidad de cada día con una mirada nueva, llena de esperanza, allí, en nuestra familia, en nuestro trabajo, entre nuestros amigos, porque nos sentimos amadas por Dios.
El apostolado al que estamos llamadas, se llega" apostolando", y nuestro lugar es la familia, y nuestro "entrenamiento" está en LA AGRUPACION DE ESPOSAS CRISTIANAS.

¡MARÍA, acompaña e ilumina este nuevo año, para que por tu intercesión ante tu amado Hijo, nosotras podamos crecer en la oración, la fe y la caridad, y podamos trasmitirlo a nuestro alrededor!

lunes, 7 de febrero de 2011

Sobre la mujer


"En el catolicismo, muchas mujeres conducen una liturgia de la palabra, pero no pueden ejercer el sacerdocio, porque en el cristianismo, el sumo sacerdote es Jesús, un varón.


Y la tradición fundamentada teológicamentees es que lo sacerdotal pasa por el hombre.


La mujer tiene otra función en el cristianismo,reflejada en la figura de María. Es la que acoge a la sociedad, la que contiene,la madre de la comunidad. La mujer tiene el don de la maternidad, de la ternura; si todas esas riquezas no se integran, una comunidad religiosa no solo se transforma en una sociedad machista sino también en una austera, dura y mal sacralizada.


El hecho de que la mujer no pueda ejercer el sacerdocio, no significa que sea menos que el varón. Más aún en nuestra concepción la Virgen María es superior a los apóstoles. Según un monje del segundo siglo, hay tres dimensiones femeninas entre los cristianos: María, como madre del Señor, la Iglesia y el Alma. La presencia femenina en la Iglesia no se ha destacado mucho, porque la tentación del machismo no dejó lugar para visibilizar el lugar que les toca a las mujeres de la comunidad.


Los católicos, cuando hablamos de la Iglesia, lo hacemos en femenino. Cristo se desposa con la Iglesia, una mujer. El lugar donde se reciben más ataques, donde más se golpea, es siempre el más importante. El enemigo de la naturaleza- Satanás- pega donde hay más salvación, más transmisión de vida, y la mujer-como sitio existencial- resultó la más golpeada de la historia. A sido objeto de uso, de lucro, de esclavitud, fue relegada a un segundo plano.


El feminismo, como filosofía única, no le hace ningún favor a quienes dice representar, porque las pone en un plano reinvindicativa y la mujer es mucho más que eso. La campaña de las feministas del veinte logró lo que querían y se acabó.Pero una filosofía feminista constante tampoco le da la dignidad que merece la mujer. Caricaturizando, diría que corre el riesgo de convertirse en un machismo con polleras."




del libro:" SOBRE EL CIELO Y LA TIERRA


Cardenal Jorge Bergoglio

martes, 25 de enero de 2011

Día de Nuestra Sra. de la Paz


Virgen de la Paz


Santa María, venimos a agradecer tu presencia de Madre que siempre nos cuida y nos anima; nos socorre en los peligros y nos alivia las penas.

Venimos a pedir otra vez el don de LA PAZ que viene de Dios:

* paz para nuestra familias

* paz para nuestros corazones heridos

* paz para nuestro pueblo

* paz para el que está lejos

* paz para el que no te conoce.

Danos, Madre, la paz que supera la violencia y la inseguridad, la paz que es perdón y reconciliación, la paz social fruto de amor y justicia, la paz que nos regalas en Cristo Jesús.

Madre: Ayúdanos a ser constructores de la paz en la Iglesia y en la sociedad, para que todos se sientan hermanos.

Amén

jueves, 20 de enero de 2011

¡NO TEMAN!!


Satanás convocó a una convención mundial de demonios, y en su discurso de apertura dijo:


"No podemos evitar que formen una relación íntima con su Salvador. Una vez que establecen esa conección, nuestro poder sobre ellos se pierde."

"Así que dejenlos asistir a sus congregaciones, que se reúnan en familia, pero róbenles su tiempo, para que no tengan tiempo para compartir en familia y con Dios."

"Distráiganlos todo el tiempo!

-Ocupen sus mentes con nimiedades.

-Háganlos gastar, gastar y gastar, y así deberán trabajar muchas horas.

-Si trabajan mucho, le restan tiempo a la familia.

-Atúrdanlos con ruidos, con propagandas y programas superficiales.

-Inunden sus correos de basura, catálogos, servicios y falsa esperanzas.

-Usen el cuerpo de la mujer para vender cualquier producto, y así denigrarla sutilmente.

-Cansen a las mujeres, para que estén agotadas y no amen a sus esposos y ellos buscarán

reemplazo enseguida.

-Inunden de nueva tecnología el mundo , para que todos compren más y continuamente.

-Que la distracción y el esparcimiento sean tan excesivos que regresen agotados para compartir

en familia.

-Y cuando tengan reuniones espirituales, incítenlos a habladurías y chismes, para perturbar sus corazones.

-Nuestro enemigo es la familia.

Funcionará!" agregó triunfante.



Tal vez parezca que funciona, pero si miramos con más atención a nuestro alrededor, la familia sigue siendo la institución más prestigiosa y valorada. Fuente de vida, centro de la sociedad.

Madres jóvenes que a pesar de trabajar, no delegan el cuidado y atención de sus hijos .Padres que se involucran en toda la educación y crianza . Abuelos que ayudan. Colegios que forman en valores.

Jóvenes que necesitan y piden, el acompañamiento de la familia en sus vidas, a pesar de sus rebeldías.

Muchos complementan sus estudios y trabajos con misiones de caridad. Y tienen un sentido crítico ante lo que les quieren vender. Tenemos en nuestra sociedad una reserva , tal vez un poco dormida o confundida, de sentido común, caridad, respeto y solidaridad, que suele brotar cuando alguien nos necesita.

Los creyentes sabemos que todo está ganado, que Cristo nos salvó, que el mal ha sido vencido, y que nada es imposible para Dios.
"NO TEMAN!" decía Juan Pablo II.

Pidamos a María que nos acompañe en nuestro día e interceda por nosotros y por el mundo entero ante el Señor, para que podamos vivir, dando testimonio del amor de nuestro Creador





jueves, 6 de enero de 2011

Epifanía del Señor


" Dónde está el Rey de los judíos que acaba de nacer? Porque vimos su estrella en Oriente y hemos venido a adorarlo"

Mateo 2, 2


Los Magos y los pastores, representan a todo los hombres, que saben descubrir en lo pequeño, en la naturaleza, en los signos, la presencia del Señor.

Unos siguieron la estrella, y a pesar de las dificultades del camino y del cansancio, llegaron al pesebre. Otros con su rebaño, curiosos y asombrados se acercaron a la luz, y se dejaron iluminar por ella.

Y cuando lo encontraron, le dieron sus regalos y lo adoraron.

Oro, incienso y mirra, dejaron a sus pies, reconociendo su realeza .

Epifanía quiere decir" manifestación", luz, presencia de Dios entre los hombres.

Esta celebración, nos permite a los adultos, llevar a los niños un mensaje de amor, y contarles que los primeros regalos los recibió Jesús.

Que nuestra oración, nos acerque más, al recién nacido, y nos ayude a ver, a pesar de los cansancios y los dolores, los signos del amor infinito de Dios en nuestra vida!


Feliz día de Reyes!