jueves, 2 de abril de 2015

TREINTA Y UN AÑOS


Hoy, jueves Santo, día del Sacerdocio y de la Eucaristía, celebramos los 31 años de la presencia de la Agrupación en la Argentina. Todavía resuenan en nuestros corazones la alegría celebrada hace un año en el encuentro con nuestras hermanas venidas de México.Seguimos adelante, y en este día tan especial recibimos la invitación del Señor para reflexionar sobre la grandeza de sus bienes, que desea otorgarnos a través de la Agrupación.
Hoy es el día del sacerdocio , el día del mandamiento del amor, el día de la Eucaristía. Dones que solo en la eternidad podremos valorar debidamente, pero que con nuestro pobre entendimiento, queremos hoy agradecer de todo corazón.
El sacerdocio ministerial es el que nos permite vivir y  alimentarnos. Nada más. Nada menos. Gracias a esas manos consagradas, tenemos acceso a la santa Misa (donde se nos aplican a cada uno de nosotros los méritos de la pasión de Cristo, gracias a la cual CRISTO MUERE ACTUALMENTE POR CADA UNO DE NOSOTROS¡¡¡¡, en forma incruenta). No hay palabras para dimensionar este don¡¡¡¡. Gracias al sacerdocio tenemos acceso a los sacramentos, canales de gracia para nuestras vidas, gracias al sacerdocio se nos enseña a vivir el Evangelio, la Palabra de Dios que nos guía a la vida verdadera.
Son hijos elegidos, pero todos somos hijos amados por igual por nuestro Dios Uno y Trino, por lo tanto, gracias al bautismo, somos un pueblo sacerdotal.¿Que significa esto? Que todos tenemos la oportunidad y la obligación de ejercer el sacerdocio místico de los fieles, simplemente con nuestra vida de unión con el UNICO Y ETERNO SACERDOTE. CRISTO JESÚS. Hoy es un día para reflexionar muy seriamente como vivimos nuestro sacerdocio místico, como laicos, y prepararnos para la vigilia pascual para renovar no por rutina sino seria y comprometidamente, nuestras promesas bautismales.
Hoy es el día del mandamiento del Amor. Amor con mayúscula, Amor que solo Dios puede brindarnos porque es el Unico Santo. Con Su Amor podremos amar debidamente a los que se nos encomendaron en nuestras vidas. Nuestro amor humano está lleno de falencias. Solo unidos al verdadero Amor podremos dar y darnos en entrega fecunda y amorosa.
Hoy es el día de la Eucaristía. Alimento, vida nuestra. Ella es la Presencia real que nos mueve a amar con SU AMOR. Ella es la que renueva nuestras fuerzas, ilumina nuestras vidas, perdona nuestras faltas (junto al sacramento de la reconciliación), sintéticamente DA VIDA VERDADERA A NUESTRAS VIDAS
Todo esto nos lo enseña la Iglesia a través de la Agrupación. Instrumento elegido por el Señor Jesús para llegar a las mujeres, esposas, madres, amas de casa y apóstoles de las Iglesias domésticas. Todo esto nos lo ayuda a vivir la Agrupación. Riqueza pura que hoy se nos invita a revalorizar y agradecer. Se nos invita a cuidar, y proteger. Se nos invita a dar crecimiento con nuestro testimonio, con nuestro dolor aceptado y ofrecido, con nuestra oración, y con nuestro trabajo.
Feliz aniversario, entonces para todas. Y muy muy felices Pascuas¡¡¡¡¡

Las ama Cristina


No hay comentarios: