viernes, 30 de octubre de 2009

Estamos desanimados!


Y.. sí, como no estarlo cada vez que leemos un diario, esperando una hora el colectivo o no pudiendo pagar las cuentas a fin de mes. O tenemos poco trabajo, o problemas familiares o enfermedades.
Es la vida. Es la realidad. Y a veces nos cansamos y bajamos los brazos.Entonces alguien nos dice:... "sólo nos queda rezar"!!
¿ Si hicieramos al revés?
Poner cada mañana, nuestro día en las manos de Dios.
Hacer todo lo que está dentro de mis posibilidades y un poco más.Y lo que yo no puedo resolver darselo a Él. Yo hago lo posible, Dios,lo imposible.
Señor, ocúpate Tú.
Es comodidad? No. Es confianza.
Aunque a veces sentimos que nuestras oraciones no están siendo contestadas.
Aunque todo parece de color negro.
Aunque nuestros esfuerzos no se vean.
Aunque no veamos nosotros los resultados positivos.
El sol siempre está, como dice la canción; y nuestro sol es Jesús.
No nos acostumbremos a ver el lado negativo de la vida,no aceptemos el fracaso, es posible que aunque una puerta se cierre, una ventana se abrirá.
Si creo que Dios es infinitamente poderoso, no solo debemos esperar en El sino que debemos tener esperanza en Él, que significa tener toda la confianza en su infinito y amoroso poder.
Si Dios es todo, por qué hacerlo tan pequeño y limitado como nosotros?

Oración:
Yo siempre espero en Tí, Señor Jesús
Estoy seguro que detrás de las sombras
Tú haces suscitar la luz,
detrás del llanto,
Tú haces suscitar la risa.
Siempre encuentras la manera para bendecirnos.
En Tí confiamos Señor!

No hay comentarios: